Mapas de Apple, gracias por no funcionar #iOS

Todo comenzó el 11 de junio de 2012, en la WWDC. Se presentó iOS6 con sus mapas como característica estrella. Todo parecía muy bonito: mapas...

Todo comenzó el 11 de junio de 2012, en la WWDC. Se presentó iOS6 con sus mapas como característica estrella. Todo parecía muy bonito: mapas en 3D, navegación paso por paso... pero a partir del 19 de septiembre, el primer día de la actualización, se descubrió la verdad sobre los mapas: presentaban más problemas que virtudes. Pero como no hay mal que por bien no venga, quizás gracias a estos mapas erróneos hemos tenido la mayor renovación de iOS.


Errores en las búsquedas, fotos aéreas de mala calidad, sitios mal ubicados... Corrieron ríos de tinta criticando duramente los mapas estrenados en iOS6, y no les faltaba razón. Apple nos tenía  acostumbrados a una calidad que esos mapas no alcanzaban. Esta situación llevo al CEO de Apple a escribir una carta de disculpa. Lo que no sospechábamos es que esa carta fuese a desencadenar una renovación en la cúpula de directivos. Scott Forstall fue despedido por no firmar la carta de disculpa, aunque posiblemente esto solo fuese la gota que colmó el vaso.

Fue sustituido en su puesto por Jonathan Ive que, si bien era un hacha con el aluminio y el diseño de productos, debía afrontar la dura tarea que pedía todo el mundo: renovar de una vez por todas iOS, tras seis años de muchas pero insuficientes mejoras. No estoy diciendo que Scott Forstall no haya hecho nada, le debemos mucho ya que es el padre de iOS y, junto con Steve Jobs, creó nuevas categorías de productos. Pero quizás Scott no fue tan rápido como el mercado pedía y se quedó atrás, introduciendo solo pequeñas mejoras.

Scott Forstall y Jonathan Ive
Jony Ive cogió el mando del diseño de Software y ocho meses después de su nombramiento, ya teníamos el resultado: Un iOS con un diseño totalmente nuevo, más claro, más simple y con unas prestaciones que debieron de estar ahí hace un tiempo como, por ejemplo, el "Control Center".

Si iOS7 constituirá un éxito o un fracaso lo descubriremos en menos de un mes. Lo que nunca sabremos  es lo que hubiese pasado si los mapas de Apple no hubiesen salido mal, si no se hubiese despedido a Scott Forstall y como consecuencia Jonathan Ive no hubiese tomado el control de la interfaz humana de iOS.

Interfaz de iOS 7
A mí personalmente me encanta iOS 7 ya que es más simple, más bonito, más útil... y también me gusta la nueva Apple en la que cambia la forma pero no el fondo. Me parece que iOS7 marca una nueva dirección y en algunos aspectos un comienzo, así que le tengo que dar todo el agradecimiento del mundo a los mapas de Apple, por haber fallado.

Vosotros, ¿qué opináis?

¡Hasta el próximo post, amigos!

Publicar un comentario

Destacado

¿Que dice nuestra comunidad?

Siguenos en las redes sociales



item